POEMAS PARA UN VIAJE

14,42


Nací desde el silencio, en el vientre de un universo que creía lejano Fui gestando, se crearon mis órganos para ver, oír, tocar, oler, sentir? Un día comencé a soñar y se poblaron mis hojas de pájaros locos, de cuerpos desconocidos, paraísos? Una mano vino como un arma de guerra para dar paz, y dejó tatuado en mi piel «Voy a ser el niño que te lleve de la mano, voy acompañarte en tu noche triste, voy a reírme de mí, contigo. Puedo compartir habitación, no soy ocupa, me ocuparé de ti». Méteme en el bolsillo de tu abrigo si hace frio, déjame acompañarte en tu café. Si hace sol me llevas a una playa, si llueve, cobíjame en la gabardina azul de Paul Bowles. Puedes llevarme de viaje, ya sabes, los poetas que me alimentan van por el camino de las baldosas amarillas, con sus perros románticos y sus gatos hipnotistas. Nunca pierden la esperanza, creen perdidamente en tu belleza. Seré un espejo para ti Puedes regalarme a quien ames, no te olvides, a quien ames de verdad. Vine de un silencio Solo soy un potro salvaje de papel.

Categoría: Código SKU: 9788411454735 Etiqueta: Marca:

Información adicional

Peso 217,1 g
Editorial

Autor

Edición

1

Encuadernación

Rústica con solapas

Formato

16 x 23

ISBN

9788411454735

Páginas

144

Colección

Idioma

Fecha Publicación

10/11/2022

IBIC

Temática

Info Autor

Cristina Sánchez Botella  «Si fuera una extraterrestre y observara la tierra desde lejos, seguro que elegiría nacer en donde nací yo, una tierra blanca llena de huellas para detectives, el levante zumbón, un mar que te moldea el alma, el Mare Nostrum». Es conocido que los niños enfermizos desarrollan mucho la imaginación, así que en mi salón cohabitaban Bach, Mahler, Beethoven, el espíritu de Nijinsky, Mark Twain y Jack London. Desde muy joven, me han acompañado mis cuadernos de poesía. He escrito siempre, en todos los momentos de mi vida, ejerciera la profesión que ejerciera. De ahí nacen estos poemas, de mis viajes vitales.

País Autor:

España