INOCENCIA Y GENEROSIDAD SI SUPIERAS

12,50


Solo la inocencia de una mente sin maldad es capaz de aceptar un sacrificio por amor sin esperar ninguna contraprestación a cambio del mismo, confiando en que el destino será, cuánto menos, tan justo como él ha sido con sus semejantes. Cuán doloroso debe ser para el corazón de una inexperta adolescente ver cómo cae a sus pies el castillo de ilusiones que había construido sobre una base cuyos inseguros cimientos estaban asentados en una muy bien timbrada voz que, a través de unas dulces baladas acompa¬ñadas por las afinadas cuerdas de una guitarra, eran entonadas cada noche de aquel caluroso verano por un trovador totalmente desco¬nocido desde una vivienda próxima a la que ella vivía, y que, por supuesto, ella tenía el convencimiento de que iban dedicadas única y exclusivamente a su persona. Aunque el sutil destino, o quizás la vida misma, puede guardarle una nueva prueba que la lleven a comprender que cuando el corazón toma una decisión de esa índole, nada ni nadie tiene suficiente fuerza para hacerle cambiar de opinión, aunque para ello tenga que derribar muchos de esos vetos que ella siempre se ha fijado como intocables.

Categorías: , Código SKU: 9788491752882 Etiqueta: Marca:

Información adicional

Editorial

Autor

Edición

1

Encuadernación

Rústica con solapas

Formato

15 x 21

ISBN

9788491752882

Páginas

218

Colección

Idioma

Fecha Publicación

15/06/2017

Temática

Info Autor

Nacido en la ciudad de Valencia durante los primeros años de la posguerra, contribuyó al igual que lo hicieron casi todos los de su generación, a la recuperación de este país durante y después de aquellos duros años de recesión, trabajando como currante a jornal en diferentes empresas, solo después de haber alcanzado la jubilación, pudo dedicar algunas horas diarias a hacer aquello que más le gustaba, o sea, devorar libros mediante su lectura, esto le llevo a tomar la decisión de sacar a la luz aquellos escritos que durante años estuvieron guardados en el cajón de un escritorio. Ahora una vez que ya ha comenzado su caminata por esta senda tan desconocida como tortuosa -al menos para él-, solo espera que aquellos que tengan el atrevimiento de leer sus escritos, no sean demasiado crueles con sus criticas