AL OTRO LADO DE LA MESA

13,46


«Son muchos los libros que hablan de las enfermedades mentales?». Desde el punto de vista terapéutico, nos explican su clasificación, sintomatología, desencadenantes? Pero ¿qué siente alguien cuando es diagnosticado como «enfermo mental»? ¿Cómo cambia su vida diaria y la de su familia dicha enfermedad? ¿Qué puede ayudar al enfermo a «salir del pozo»? A través de este relato íntimo y personal, Isabel, la autora, nos cuenta en primera persona su experiencia como paciente en el mundo de la psiquiatría. Utilizando sus propias vivencias, poemas y escritos, algunos de ellos compuestos en su estancia hospitalaria, nos adentra en la mente de una persona atormentada, sin ganas de vivir. En su lectura, observaremos la metamorfosis que se puede producir cuan¬do se aúnan los esfuerzos y el coraje del propio paciente, la asistencia de profesionales de la salud mental y otros factores, que hacen posible la recuperación y la integración a la vida «normal». En vista del aumento de enfermedades mentales que experimentamos actualmente, este libro gustará tanto a aquellos que están viviendo la enfermedad, como a otros, que desde fuera no saben cómo apoyarlos y les gustaría entenderlos. Gracias a la generosidad de esta «ama de casa de andar por casa» (como ella misma se autodenomina), podremos aprender muchas lecciones que, de seguro, tocarán nuestro corazón.

Categorías: , Código SKU: 9788413385532 Etiqueta: Brand:

Información adicional

Editorial

Autor

Edición

1

Encuadernación

Rústica con solapas

Formato

15 x 21

ISBN

9788413385532

Páginas

132

Colección

Idioma

Fecha Publicación

02/01/2020

IBIC

VS

Temática

Info Autor

Isabel Montejo Pedrero nació en 1957 en un humilde y castizo barrio madrileño. Siendo la mayor de cuatro hermanos, tuvo acceso a la educación básica que ofrecía la dictadura franquista a familias de recursos limitados. Fue testigo de los muchos cambios que se sucedían en la sociedad española que se despertaba, perezosa, de los duros años de la posguerra. Contrajo matrimonio joven, y tuvo dos hijos pronto, como era lo normal en aquella época. Se estableció en las llama¬das «ciudades dormitorio» de la periferia de Madrid. Dedicada a ser buena madre y esposa, siempre fue una excelente comunicadora, risueña, deseosa de ayudar a los demás. Durante un largo periodo, la enfermedad mental fue su compañera de viaje. Dicha etapa de su vida, aunque dolorosa, la aprovechó como una oportunidad de aprendizaje, superación y crecimiento emocional. La razón de este libro, tan personal y desgarrador, pretende ser un rayo de luz y esperanza. Actualmente, continúa su aprendizaje, estando siempre abierta a dar apoyo a quienes se lo soliciten.